Así se cuida la salud mental en la adolescencia

La adolescencia es una etapa clave en la salud mental, sumado a que existen muchos mitos respecto a ella, un buen inicio es comprender que las interconexiones cerebrales que se formaron durante la infancia serán podadas bajo la premisa de que se “va” todo lo que ya no se utiliza. 

 

Lo más habitual será que las manifestaciones de estos cambios sean solo expresiones de malestar por el proceso de adaptación. ¿Cuando preocuparnos? Cuando los niños presenten irritabilidad, desgano, aburrición por más de 15 días seguidos; en los adolescentes agregaríamos problemas de sueño a estos signos.

 

¿Qué factores contribuyen a las dificultades de salud mental en adolescentes?

 

·      Horarios ocupados y presión para ser exitosos. Ni por un momento podemos pensar que es cosa de nada pasar por esta etapa, si bien no existen el tipo de presiones que envuelven la vida adulta, no minimicemos sus problemas sólo porque no “nos parecen importantes”, pensemos que no cuentan con la experiencia ni la madurez. 

 

·      Redes sociales. En los últimos años ha habido una reciente preocupación por los efectos de las redes sociales en el cerebro en desarrollo de los adolescentes. Pueden ejercer una presión indebida al representar estilos de vida imposibles de alcanzar. 

 

·      Habilidades de afrontamiento subdesarrolladas. Sin las herramientas necesarias para enfrentar las situaciones desagradables de la vida pueden caer en malos hábitos como comer en exceso o no comer, abusar de las redes sociales, consumir drogas o alcohol.

 

·      Dificultades con las relaciones. Por su naturaleza, es común que tengan problemas para relacionarse, ya sea con la familia, amigos, pareja o con la autoridad.



Foto de Lisa Fotios en Pexels

  

¿Cómo contrarrestar esos factores?

 

1.     Comprendiendo los cambios neurológicos.

2.     Modelando al adolescente con experiencias positivas como el deporte, la socialización, la observación. 

3.     Asumir estos cambios como un reto.

4.     Promoviendo una vida sana, aunque haya que ser insistentes. 

5.     Gestionando el uso de tecnologías poniendo el ejemplo. 

6.     Aprendiendo a negociar con ellos. 

7.     Escuchando lo que tienen que decir. 

8.     Crear una red con todos los recursos posibles. 

9.     Acompañando siempre, en errores y aciertos.

 

Claro que ningún adolescente es igual, aunque hayan crecido en la misma familia cada uno tendrá procesos diferentes; sin embargo, todos necesitan la escucha activa.

 

Fuente: Teens & adolescent: Mental health. Facts & statistics. Adolescent Wellness Academy.

Montserrat Dolz: Un decálogo para cuidar la salud mental de los adolescentes. BBVA Aprendamos Juntos. Octubre, 2021.

 

 

 

 

Comentarios

Entradas populares de este blog

Los riesgos de Tik Tok para nuestros niños.

Logros de la etapa preescolar.

¿Qué tan importante es la tarea en verdad?