Criar niños amables, seguros y libres para que persigan sus sueños sin imposiciones

 “Enséñale a los niños a mostrar fuerza: la fortaleza de reconocer sus emociones. Enséñales a ser proveedores para su familia: brindándole cuidados. Enséñales a ser rudos: lo suficiente para oponerse a la intolerancia. Hazlos sentir seguros: para que persigan cualquier cosa que los apasione”. Claire Cain Miller, escritora.

En los últimos años hemos escuchado más sobre la economía rosa, el techo de cristal, la equidad de género… temas que nos resuenan porque es claro que como país nos urgen espacios donde hombres y mujeres puedan desarrollarse igualitariamente; sin embargo, hoy queremos lanzar una pregunta: ¿estamos preparando a los niños para esta nueva forma de interacción?

 

Para nadie es un secreto que los niños son lienzos en blanco que se moldean por el entorno, pero si observamos más de cerca nos daremos cuenta de que de un tiempo para acá le hemos estado diciendo a las niñas que pueden ser todo lo que ellas quieran, sin darle a los niños la misma gama de roles, para muchos sociólogos el mundo de los niños sigue siendo muy limitado y tienen razón, ni siquiera les permitimos expresarse tal y como ellos lo necesitan. 

 

Gloria Steinem, periodista e ícono del movimiento feminista en Estados Unidos, señala que los niños se están rezagándo porque habilidades como la cooperación, empatía y diligencia serán cada vez más requeridas en los trabajos y no estamos criando niños con la suficiente inteligencia emocional que les permita estar en contacto con sus emociones y expresarlas sin temor

 

¿Qué hacer? 

 

Neurocientíficos, economistas, psicólogos y más especialistas nos dan algunas recomendaciones.

 

Los niños lloran

 

Un estudio de Harvard Medical School y Boston Children’s Hospital halló que los niños de 6 meses tenían grandes habilidades para expresar sus emociones, incluso lloraban con más frecuencia que las niñas.  

 

¿Qué pasa entonces? ¿Por qué estamos privándolos de sus emociones? Enséñale que tiene una variedad completa de emociones y que está bien expresarlas.

 

Los niños con modelos a seguir positivos llegan lejos 

 

Investigaciones muestran que los niños son más receptivos a los modelos, aprovecha esta ventaja. 

 

Los economistas David Autor y Melanie Wasserman, afirman que cuando un niño ve que hay otros hombres proveedores y responsables, ellos adquieren esas características. Esto también aplica cuando el ejemplo lo dan las mujeres, así que habla sobre logros femeninos; Tim King, fundador de Urban Prep Academies, confirma que los hijos de mamás solteras por lo general respetan mucho sus logros. 

 

Los niños que siguen sus intereses maximizan su potencial

 

Especialistas en neurociencias explican que los niños no nacen con preferencias por colores o actividades, éstas las adquieren alrededor de los dos o tres años cuando adquieren conciencia de su género y la parte negativa de esto es que las expectativas sociales pueden invalidar sus intereses innatos

 

¿Qué pasa si un pequeño no persigue sus intereses? No desarrolló todo su potencial. No asumamos que todos los niños sienten pasión por los deportes o la ciencia ficción, mejor dales espacio para que descubran lo que les gusta, lo que sí puedes hacer es darle opciones variadas

 

Los niños pueden hacerse cargo de sí mismos

 

Estadísticas estadounidenses muestran que las niñas pasan dos horas más a la semana haciendo quehaceres domésticos, en comparación con los niños. 

 

¿No te gustaría que tu hijo fuera capaz de cocinar, limpiar y cuidarse a sí mismo? Esa debería ser nuestra aspiración como padres. 

 

Los niños también cuidan a otros

 

Todavía son las mujeres las que adoptan el rol de cuidadoras, pero ¡sorpresa! El área de los cuidados está creciendo rápido. 

 

Háblale a los varones de cómo pueden equilibrar trabajo y familia, sé claro en que se espera que ellos también estén al cuidado de los demás. Puedes iniciar dándoles la responsabilidad de cuidar a las mascotas.

 

Foto de Tara Winstead en Pexels


Los niños identifican cuando el trabajo es compartido

 

Si un chico ve que en casa las tareas del hogar son resueltas sin distinción de género, eso es lo que va a aprender. 

 

Un estudio encontró que los hijos de mujeres que trabajan durante cualquier periodo de tiempo antes de que ellos cumplan 14 años pasan más tiempo haciendo tareas del hogar y al cuidado de los hijos cuando son adultos. 

 

Kathleen McGinn, profesora de la Escuela de Negocios de Harvard, afirma que los hombres criados por mujeres empleadas son significativamente más igualitarios en sus actitudes respecto al género.

 

Los niños con amigas se comunican mejor

 

Una investigación de la Universidad Estatal de Arizona encontró que al fin del preescolar los niños comienzan a separarse según su género; sin embargo, los niños que juegan con niñas aprenden a comunicarse y a solucionar problemas de mejor manera. 

 

Los niños aprenden que no es no

 

Enséñale desde el ejemplo, respétalos cuando digan no. 

 

Los niños deben saber cómo reaccionar a la intolerancia

 

Tim King, fundador de Urban Prep Academies, señala que ser niños no es una excusa para su mal comportamiento, por lo que es importante reconocerlo y reorientar conductas intolerantes, irrespetuosas o groseras. 

 

También puedes manifestar tu inconformidad al ser testigo de burlas o acoso, incluso practicar juegos de roles para dar ejemplos. 

 

Los niños no quieren escucharte usar la palabra niña como insulto

 

El poder de las palabras es grande, hay que ser muy cuidadosos con el lenguaje que usamos. 

 

La investigación de Emily Kane, socióloga de Bates College, muestra que los padres que inculcan a sus hijos roles de género tradicionales lo hacen porque temen que se conviertan en objeto de burla. Pero todos podemos ayudar evitando juicios.

 

Los niños gustan de la lectura

 

Lee con tus hijos diferentes tipos de historias, hazles preguntas, oríllalos a indagar sobre las características de los personajes, por qué hacen tal o cuál cosa. Empieza a hacerlo desde los 3 años, a esa edad ya identifican estereotipos.

 

Celebra que es un niño 

 

No se trata de decirle lo que debe o no hacer, ni de eliminar las diferencias de género, la finalidad es permitirle ser él mismo, sin expectativas ni etiquetas 

 

 

 

Fuente: Teaching Men to Be Emotionally Honest. Andrew Reiner. The New york Times. Abril 2016. 

How to Raise a Feminist Son. Claire Cain Miller. The New york Times. Junio 2017.

 

Comentarios

Entradas populares de este blog

¿Qué tan importante es la tarea en verdad?

Juan y su viaje a Júpiter

Are we training students in the right path?